martes, 11 de octubre de 2011

5 formas de apenar a tu hijo en público

Después de años de experiencia con una madre que intenta ser groovy, pero también autoritaria, podría escribir un libro entero de anécdotas al cual llamaría fácilmente "1000 y un formas de apenar a tu hijo en público", pero por mientras les dejaré un adelanto en este que es su blog.

Hoy les daré una probadita de lo que sería el capítulo de "Mi mamá y las redes sociales"

1) "Hola soy la mamá de Diego y también te mando saludos": Mi primer error en una serie de errores fue aceptar a mi mamá como amiga de Fesibúc (después de dos meses de insistencia y berrinche incesante), mi segundo error fue hacer que mis comentarios del muro fueran públicos, a tal grado de que mi madre, tan espontánea como suele serlo, contestó lo que escribí al principio a un amigo que decidió escribirme cotorramente en mi FB un "Chinga tu madre". ¿Que hice yo?, correr a borrarlo inmediatamente.

2) "Te quiero yo y tú a mi, somos una familia feliz": ¿Que es peor que tu mamá te canté una canción de Barney en público a tus 24 años?, que lo haga en tu muro de Feisbúc, n'omás para decirte cuanto te quiere. Priceless.

3) "Mis alumnos dicen que tengo un hatbach en tuiter": Sucede que mi mamá es maestra del grado de preparatoria en Puebla, y ellos sabiendo que dice pura cosa cotorra, decidieron hacerle un hashtag (o Hatbach para ella) con frases célebres en sus clases ¿que sucedió después?, va y me dice lo primero seguido de un "a veces lo hago adrede para que escriban más cosas de mí". Adorable.

4) "Explíquenme el chiste que no lo entiendo": Un fin de semana de farra donde mi baño termina sin una regadera a causa de la borrachera de una amiga y una fotografía donde se evidencia la situación dio como resultado una conversación sobre la situación en Feisbúc, por supuesto mi mamá no pudo quedarse fuera y decidió hacer su aportación con tal comentario.

5) "Hija, me traes unos calzones de esos que nos gustan a ti y a mi": esta anécdota se la tomo prestada amablemente a mi hermana. Imaginenla de viaje en Tailandia y un día aparece ese comentario en su muro, pidiendo ropa interior de segunda mano "de esa que nos gusta a ti y a mi", sin pena ni gloria.

Como pueden ver, tener una progenitora que guste de ser groovy y siempre estar a la vanguardia tiene sus, poquísimas y contadas, ventajas; Tomen en cuenta mi consejo, por lo que más quieran, alejen todo lo que puedan a sus familiares adultos de las redes sociales, cosas catastróficas como estas puedne suceder de un momento a otro.


4 comentarios:

  1. jajaja, no a los progenitores en facebook!!! jajaja

    ResponderEliminar
  2. Jajajajaja, la estoy alejando de Tuiter, que luego me tira todo mi teatrito

    ResponderEliminar
  3. Por eso mismo, tuve que ponerle más restricción a los comentarios de mis amigos en el feisbúc e igual, mantengo a mis dos padres totalmente alejados del tuiter!

    ResponderEliminar
  4. Jajajajaja yo ya perdí la esperanza de que desaparezcan de Fesibúc, pero a Tuiter jamás llegarán

    ResponderEliminar

¿Qué te ha parecido la tertulia? Comenta con nosotros tus opiniones!